El club de los ateos

Rezar: Pedir que las leyes del Universo sean anuladas en favor de un solo peticionante, confesadamente indigno.

Esta frase, de la magnífica obra El Diccionario del Diablo del periodista y escritor estadounidense Ambrose Bierce, resume la piedra angular de toda religión o creencia en general; el eterno “ojalá”, vocablo árabe que traduce “quiera Dios” y que los hispanos hicieron suyo después de siglos de dominación mora.

Así el rezo se extendió por el mundo, a fuerza de dominación.

Así como Bierce se mostraba escéptico ante la fe, muchos antes y después de él lo hicieron. Y continuarán haciéndolo, porque la duda, conceptualmente racional, ha ido recuperando el terreno que la mística y el fundamentalismo le robó sistemáticamente por mucho tiempo.

Como suelo expresar en mis escritos sobre este tema, volverse o convertirse en ateo no es una decisión, y por ello no puede calificarse de moral o inmoral. Es amoral. Aún me produce risa escuchar a teólogos y otros amantes de la filosofía decir que el ateísmo radica en una rebelión antropológica, y que consentir esa “corriente” es cerrar los ojos y darle las espaldas a la verdad. Esa verdad, por supuesto, se basa en alegorías referentes a la estética de la realidad, o alguna otra que otra singularidad que, por simples limitaciones racionales, somos incapaces de explicar.

Cuando uno se declara a sí mismo ateo tuvo que haber dado primero lugar a la duda. Concientemente, este individuo supone que las respuestas no provienen de un ente superior que difícilmente es cogniscible, no se le puede conocer. El campo de lo intangible entonces es tomado por su legítimo dueño: las ideas, abstracciones y conceptos que residen en la cabeza de todas las personas; elementos que, a pesar de la sugestión masiva o el acuerdo popular, no son necesariamente verdaderas.

¿Tanta gente puede estar equivocada? Bueno, muchos se han equivocado.

El ateísmo no es entonces una moda, tomando el sentido farandulero de la palabra, porque puede que estadísticamente hablando llegue el día en que sí marque una tendencia verificable. Pero en ningún momento ser ateo es “chévere”, “chusco”, “bacán”, “guarachas”, “guay” o la palabra que ustedes prefieran por ubicación geográfica. Nunca ha sido esa la intencionalidad del ateísmo, pues, si me preguntaran a mí, no busca negar nada, porque la nada es innegable.

Concentrándonos entonces en las críticas que se suelen hacer en contra del ateísmo, como si se tratara de una decisión que un hombre debe tomar, algo así como el momento adecuado para irse de casa o la carrera profesional que se debe seguir, aquellos que ven una “crisis de la fe” deben entonces cambiar el concepto de aquello que precisamente ven mal. Dicha “crisis” es en realidad un despertar reflexivo, un proceso racional de la cual se saca una sola conclusión.

Sin embargo, si todas esas críticas fueran verdaderas y ser ateo fuera algo de decidir, como si se tratara de ingresar a un club, olvídense que yo vendería mi acción, pues las instalaciones de este club están bastante apartadas de las sombras.

Anuncios

~ por Juancho H. en julio 20, 2009.

29 comentarios to “El club de los ateos”

  1. Saludos. “Pedir que las leyes del Universo sean anuladas en favor de un solo peticionante, confesadamente indigno”. Sobre esta cita dices que “resume la piedra angular de toda religión o creencia en general”, no obstante es todo lo contrario. Es la demostración de que las leyes del Universo siguen un orden, aquello que los presocráticos denominaban arjé, lo que hace que la mirada del hombre se torne hacia Dios.

    • El Arjé… concepto bastante ambiguo. Quizá te convendría especificar a qué Arjé te refieres; tal vez al agua de Tales, o incluso al átomo de Demócrito, curiosamente ambas cosas materiales.

      En fin, a lo que Bierce se refería, con su sarcasmo característico, es al concepto que el creyente moderno ha tomado de su propio Dios y el papel que éste juega en sus vidas, como aquel acomododador de eventos según determinada conveniencia. Seguramente habrán muchas definiciones del concepto “rezar” que alberguen algún sentimiento romántico; yo me remito sólo a la práctica.

      Un saludo y gracias por tu aporte.

    • Me temo que ese “orden” del que hablas no es más que una quimera de la mente, una manera de que el intelecto sea capaz de comprender y clasificar aquello que ve… no hay orden en el átomo (de ahí el principio de la incertidumbre de Heisenberg) ni mucho menos en el universo (con todas esa galaxias chocando y tragándose mutuamente).

      Lo que te hace tornar la mirada a algún dios es la necesidad de sentirse especial y las ganas de que haya algo más allá.

  2. “No hay orden en el universo”. Interesante conclusión Resker, cuidado mañana chocaremos con Venus. Juancho, me refería al concepto de arjé en sí, la idea de que el cosmos hay un orden y un principio que rige la naturaleza en su totalidad, sin entrar si es el aire de Anaxímenes, el Ápeiron de Anaximandro o el agua de Tales, que bien citas. Respecto al creyente moderno, qué creyente moderno… la incultura o la cultura está asentada en los hombres sean cristianos o ateos.

    • Cuidado mañana chocaremos con Venus.

      No me aventuraría a decir que con Venus pero con asteroides seguro, impactan contra nosotros continuamente, es cuestión de tiempo que alguno sea tan grande como para que no se “erosione” entero antes de chocar…

      Además, ¿acaso los agujeros negros no se tragan todo lo que encuentran? ¿Acaso la luna Fobos de Marte no va a impactar contra él mismo?

      Sinceramente yo no veo que eso que llamas “orden”…

    • Tengo conocimiento de lo que es el Arjé, Joan. No sólo los presocráticos hablaron de él con sus reflexiones, sino que eminentes científicos trataron de formular hipótesis al respecto, sin ningún éxito, llámalos Einstein o incluso Hawking con su Campo Unificado.

      En cuanto al creyente moderno se puede apreciar que existe el común denominador de la conveniencia en toda doctrina. La causa final de un bautista estadounidense que eleva pelgarias difiere poco de la de un nativo de Borneo que destripa orangutanes para adivinar el clima. Por supuesto el método cambia, pero el fin es siempre la conveniencia, independientemente del culto.

      Por cierto Javier, y a menos que me equivoque, creo que lo que opusprima quiere decir con “orden” es la acepción de que todo funciona bajo completa normalidad. En el caso del Universo, los parámetros dictados por las leyes de la naturaleza.

      • … Parámetros adecuados para nosotros, pero que probablemente otra clase de seres vivos, habituados a otro tipo de “orden”, no encontrarían, valga la redundancia, “ordenado”.

        Que algunos llamen a ese “orden” dios no es más que la eterna necesidad de dar cierto sentido a lo que observamos. Y resulta triste que todavía haya gente que necesite ese concepto cuando tiene herramientas mucho más útiles.

      • Sí… hay una frase de Shelley que siempre me gustó: “Si el desconocimiento de la naturaleza dio a luz a la idea de Dios, el conocimiento de aquélla conducirá a la destrucción de ésta”.

        Gracias, Manuel A., y bienvenido.

  3. El ateismo no es una tendencia producto de la moda… (a quien se le ocurria decir eso), estoy deacuerdo en variadas cosas que dices…sin embargo, para los trabajadores sociales el concepto de Crisis no se define como algo nefasto, sino como un ciclo propio de los seres sociales (en cual se toma una decisión.
    Un ejemplo de esto es la Crisis cuando lo hijos se van de la Casa.)

    Que un dia decidiera ser ateo no significara que estoy mal, solo que estoy viendo las cosas de manera diferente. Asi de simple… (esa es mi opinion)

    Un abrazo fraterno,qu estes muy bien

    Au revoir

    P.D.: ¿Desde cuando decidir es una mala palabra? Casi todo en la vida es una decisión…desde el levantarse de la cama, el desayuno…hasta el besar o no besar.

    Por cierto… el rezo es la piedra angular de la religión, no del cristianismo(hay que ser especifico).

    • La gente emprendedora ve las crisis como oportunidades. Hay un pensamiento muy interesante de Einstein con respecto a la crisis. Puedes buscarlo en Google, o consultarlo en Así lo veo yo.

      Con respecto a lo de la decisión, nunca dije que fuese mala. Digo que volverse ateo no es una decisión, pero algunos lo toman como si fuera quien decide botarse por una ventana.

      Gracias por tus aportes, Diego. Siempre son bienvenidos.

  4. Saludos. Manuel y Resker, si el universo no fuera un orden no podríamos descubrir sus leyes ni sus principios y lo que llamamos ciencia no existiría.

    • Y lo que llamamos ciencia no existiría.

      ¿Sabes en que se basa primariamente la ciencia? En las matemáticas.

      ¿Y en que se basan las matemáticas? En que “1” significa “uno” por convenio, no porque se haya observado en la naturaleza, significa eso porque sí y a partir de ahí se va hilando…

      Sacamos que de una premisa sencilla llegamos a combinaciones más complejas basadas en lo que observamos y ordenamos nosotros mismos. Desde las sumas hasta las leyes de desintegración atómica pasando por los gases perfectos tenemos cientos de número combinados y relacionados por nosotros mismos para que tengan comprensión.

      Si vamos a crear ciencia deberemos tener unas premisas y leyes que permitan su uso… si carecieran de sentido y fueran al tuntún, ¿de que serviría?

      En la naturaleza no hay orden, lo creamos nosotros mismos por el simple hecho de mirarla y de forma psicológica; pero ahí no hay nada, sólo materia que se comporta como se comporta según sus circunstancias.

      El mundo puede vivir sin un “Deus ex machina” que lo maneje todo de forma ordenada… el ser humano no.

      Saludos.

  5. Opus, supones implícitamente que la ciencia y nuestra propia mente son ajenas al orden, pero la realidad es que son producto de éste.

    Nadie dice que no exista orden o patrones dentro de la realidad. Particularmente, afirmo que ciertos creyentes teneis un problema muy grave al explicar el orden. Observais orden y suponeis que existe un ordenador. Esta es una visión antropocéntrica y que interpreta la realidad justo al revés de como debería: explica las leyes de la naturaleza utilizando la perspectiva de la vida cotidiana del ser humano, en la que éste se considera la causa o incluso, en casos graves de egocentrismo, el punto medio alrededor del que gira todo el Universo.

    Cuando se aplica el raciocinio se comprende que en verdad existió un tiempo en el que las cuestiones antropocéntricas sólo eran pajas mentales que no surgirían hasta bien pasados unos millones de años, por lo que no son aplicables, y se observa el orden como una causa en si misma, no una consecuencia.

    Para probar esto necesitaríamos sin embargo un Universo similar al nuestro en el que el “orden” fuese, para sus habitantes, algo muy diferente.

  6. Por cierto, nunca dejará de hacerme gracia ver cómo a los partidarios más acérrimos de las pseudociencias y los expertos de Internet se les llena la boca con la palabra “ciencia”, y en este caso más ya que me recuerda muchísimo a los gurús que echan mano de lo que no comprenden, habitualmente mecánica cuántica, para justificar sus creencias, lo que los angloparlantes llaman bullshit.

  7. Nunca ha sido esa la intencionalidad del ateísmo, pues, si me preguntaran a mí, no busca negar nada, porque la nada es innegable.

    Cualquier cosa se puede negar. Ahí donde existan ideas, como la idea de Dios, siempre habrá lugar para dar la batalla.

    Saludos.

    • Eh… Espero estemos de acuerdo con que el simple y llano hecho de que tener una idea no la convierte automáticamente en auténtica o verdadera. Si así fuera, a mí me engañaron por no tener a Megan Fox sirviéndome el desayuno todas las mañanas, o por el hecho de poder ver ver el final de un conflicto armado desgastante e inútil.

      Y ni pregunto por dónde va la cuestión de “dar la batalla”…

      En fin, bienvenido.

  8. Por favor, Juancho… Esperaba más de ti; no puedes comparar esos elementos materiales con un ente excéntrico a este universo como Dios. Aunque viniendo de un ateo…

    El descubrimiento de Dios llega a través de la fe y no mediante evidencias radicadas en la materia. Sé que te puede parecer complicado, pero esa es la realidad y como la mayoría de los humanos lo percibe.

    • Eh… Déjame adivinar… Católico filósofo o con aficiones a la filosofía… Sí… Creí que sólo se quedaban en sus espacios predicando fanatismo a muchos seguidores imaginarios… Pero en fin.

      La filosofía es muy bonita para leerla, si acaso para emprender reflexiones acerca de cosas, pero cuando se trata de llevar la vida son necesarias más cosas que la retórica, la semántica y los argumentos falaces, como el ad populum de la última frase.

      Y, hombre, la fe no es un procedimiento razonable. Nunca lo ha sido. Alejémonos de este tema por un instante y vamos al de, digamos, la fe en los acontecimientos beneficiosos, que es con el que precisamente empecé este post: esperar o rezar a que las cosas se den confiando en la buena naturaleza bien sea del espectador o de los elementos que influyen es igual a no hacer nada porque los acontecimientos resulten beneficiosos. Ahora, emprender las acciones debidas para que las cosas salgan bien y esperar un resultado beneficioso no es fe, sino confianza. ¿Se ve la diferencia? Explicar un concepto, entonces, por medio de la fe, lo siento pero es un delirio, sufrido en algunas personas en mayor magnitud que en otras.

      Un consejo, amiguito: la arrogancia se gana. Lo digo para que no vayas a hacer el ridículo por ahí.

  9. Haber, no es arrogancia. Te veo hablando de algo que casi no manejas y quise señalarlo.

    ¿Dices que la mayoría de los humanos están dementes? Me parece una completa gilipollez y muy ligero de tu parte andar diciendo eso. Como para salir del paso…

    ¿Y cómo adivinaste lo de católico?

    • A VER, tal vez convenga que te leas algunos estudios sobre delirios mentales en la población; te llevarías algunas sorpresas.

      De todas formas, ahí te va una pregunta – juro que sólo a modo de diversión -, ¿Por qué, en tu argumento falaz de que “tanta gente no puede estar equivocada”, la gente no nombra a ese ente superior de la misma forma? ¿Por qué molestarse en tantas presentaciones, tantos nombres, tantas prácticas religiosas, si todo ello apunta a lo mismo?

      Y, para terminar, ciertas cosas delataron tu condición debo decir; tu discurso me olió a doctrina opusiana desde que llegaste a mi blog, y porque sólo un fanático católico se molesta tanto en adornar la retórica teológica.

      Hablando de retórica, ¿cómo es el salto de la argumentación filosófica de la existencia de Dios a que ese Dios es el cristiano? Siempre he sentido curiosidad…

      Gracias por (intentar) participar.

  10. comparto las ideas dios no existe es solo una imaginacion k kada uno tiene
    limpia tu mente y te daras cuenta de que realmente somos nosotros kienes creamos a dios no el que nos creo a nosotros

  11. ya mE canse dE creer en algo quE provoca nuestra mentE RALMENTE LOS MILAGROS LOS HACEMOS NOSOTROS MISMOS CON NUESTRA SUGESTION COMPAÑEROS.

  12. Amigo,

    No te conozco pero yo tengo un pequeño testimonio
    que sería bueno tú leyeras. Es corto y tiene que ver
    con el retorno de Cristo Jesús.

    Leelo en esta página WEB

    http://www.laverdaddedios.com/

  13. ser ateo es ser racional. es ser pensante. si Poncio tenía apellido porq Jesucristo no? superman tampoco tiene apellidos. un libro q no sea la biblia q hable de Jesucristo? noe fue al polo norte a buscar un cazar de osos polares y luego a los fangos del África a buscar um macho y una hembra de cocodrilos? la biblia está diseñada para no pensar y solo respetar su escrito. si lo haces es blasfemia y en el infierno te condenaras. son infinitas las estúpidas e incongruentes frases de la biblia. si ellos la necesitan para hacer el bien. está bien pero nosotros los ateos no necesitamos inspiración para hacer el bien. lo llevamos en la sangre. todos nacemos ateos. la sociedad los hace creyentes
    carlos Gómez

  14. Amigos humanos todos; reciban un fraternal saludo, solo quiero comentar una serie de datos curiosos, sabían ustedes que el señor Charles Darwin no pudo culminar sus estudios universitarios y que perteneció a los peores clubes o sociedades de las universidades donde intento estudiar? sabían que en los dos últimos siglos las patentes eran solo de los mas poderosos económicamente? sabían que el tio (Josiah Weedgwood) de Charles Darwin era uno de los empresarios mas notables de la revolución industrial y que necesitaba algo como “El mas poderoso prevalece”? sabían que este tio fue quien intercedió para que Charle Darwin viajara por el mundo para escribir “EL Origen de las Especies”? Sabian que otro hombre (Alfred Russel Wallace) trato de reclamar la autoría de esta teoría y que después de una misteriosa reunion termino “aceptando” que Darwin fue el autor? Sabían que Charles Darwin nunca defendió públicamente “su teoría” sino que un abogado (Thomas Henry Huxley) apodado el buldog de Darwin fue quien lo hizo? Hay mucho mas pero no quiero alargarme tanto, solo investiguen y saquen sus propias conclusiones.

  15. me siento único porque sin leer tantos comentario y sin que nadie tratara de cambiar mis ideas ,por aná
    lisis propia caí en la razón de nuestra realidad somos evolución no creación.

  16. Soy dichoso por vivir la realidad

  17. Hey, y qué pasó con este sitio tan interesante? Se esfumaronlos ateos, o Dios los eliminó a todos de un golpe?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: