Mensajes a un Nobel

Entre la carta enviada a Barack Obama por el cineasta estadounidense Michael Moore y la reflexión que hace José Saramago en su blog con respecto a la entrega del Nobel de Paz para el líder de la “primera potencia del mundo”, uno podría intuir que durante años no ha habido un depositario de tantas esperanzas de tantos y tantas.

Con una popularidad en su propio país que desciende día tras día por medidas que provocan polémica, en especial en los sectores más conservadores, la relevancia de Obama trasciende aún más con este homenaje.

Me pregunto yo entonces, ¿cómo se tomaría la gente una guerra contra Irán, o un recrudecimiento del enfrentamiento en Afganistán, por ejemplo, ahora que se cumplen nueve años de la invasión al país asiático? ¿Sería acaso mejor cuidar su imagen de benefactor mientras que en Oriente Medio se establece un polvorín?

Quizá haya sido imprudente de parte de Oslo otorgarle el Nobel a Obama, dada la coyuntura, pues en efecto ponen al mandatario en una interesante (y complicada) dicotomía, pero también es cierto que, fuera de la esperanza y el símbolo que muchos encuentran en este hombre, se premiaron un discurso y una actitud.

Hay quienes dicen que existe una paz más allá de una guerra. Otros, que la paz es en realidad un lenguaje de conciliación y tolerancia. Supongo que hay razón en ambas afirmaciones, así como es menester aceptar que el término “paz” tiene ahora un amplio espectro y difícilmente es lo mismo de una persona a otra.

Que el señor Obama haga lo que su conciencia dicte, entonces, pues todos confiamos (todavía) que lo hará bien.

Obama

Anuncios

~ por Juancho H. en octubre 11, 2009.

3 comentarios to “Mensajes a un Nobel”

  1. Sinceramente me parece una vergüenza que se lo den a él AHORA mismo, de momento no ha hecho nada aparte de encender una antorchar con promesas de cambio y futuro (cómo todos los políticos vamos).

    Te dejo una tira que describe a la perfección el hecho en sí:
    http://gaceta.tonitmorro.com/noticias/2009/10/12/barack-obama-recibe-el-premio-nobel-de-la-paz/ (benditos Simpson, lo veían venir… :lol:)

    En fin, nosotros no debemos ser los indignados sino aquellos que no lo han conseguido y cuyos nombres ahora sí son anónimos (yo no he oído hablar de los demás candidatos).

    • Me reí mucho con tu caricatura. Bob Patiño (conocido en España como Actor Secundario Bob) es un brillante criminal que nunca ha podido matar a nadie. Buen símil.

      La noticia de hoy, que consta que E.E.U.U. mandó 13.000 soldados en secreto a Afganistán, de hecho te dan la razón, Javier. Es realmente triste que la cultura gringa del fusil sea más poderosa que la mediación hablada y concertada.

      Por otro lado, yo le estaba haciendo fuerza a Piedad Córdoba, una senadora colombiana que ha ayudado a la liberación de muchos secuestrados por la guerrilla. Muchos expertos afirman que, por causa de su estrecha relación con Hugo Chávez, perdió el Nobel. Supongo que nadie es perfecto…

      Un saludo especial para ti.

      • Lo que faltaba, que la política se metiera de por medio en los Nobel… 😦

        Pues no se que debería estar peor visto: si su relación con Hugo Chávez o que EEUU siga haciendo y deshaciendo a su antojo por el mundo.

        El premio ha sido muy prematuro, deberían esperar al menos 1 año o 2 para ver si se lo merece de verdad.

        Saludos 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: